Suprematismo

El Suprematismo fue una tendencia artística que derivó del Cubismo. Formalmente los planteamientos suprematistas están relacionados con el Neoplasticismo y también con alguno de los principios de Kandinsky. Caracterizado por los fondos neutros (principalmente blancos), figuras geométricas (triangulo, cuadrado, círculo, etc.), y la abstracción total del mundo sin objetos, por encima de todo fin materialista o social.

La pintura suprematista se desvinculaba de la naturaleza, creando una realidad totalmente original. Malevich afirmaba que el mundo exterior no era útil para el artista.

Características principales:

– Supremacía de la sensibilidad plástica pura por encima de todo fin materialista, práctico, social, descriptivo o ilusionístico.

– Abstracción de las formas (todo se reduce a triángulos, cuadrados, la cruz y el círculo).

– Formas puras y absolutas en la plasmación de armonías sencillas.

– Empleo de colores planos contrastantes (en general primarios y también gamas intermedias, blanco y el negro).

– Gama de colores reducida (rojo, negro, azul, blanco y verde) o a veces carente de color.

– Predominio de fondos neutros, generalmente el blanco.

– El punto de fuga no se ubica sobre el horizonte, sino sobre el infinito.

– Sensaciones de movimiento y velocidad.

– Algunas estructuraciones complejas asimétricas, de líneas y formas trapezoidales en variación constante (distintos tamaños y colores), generalmente ordenadas en relación con diagonales, de sensación dinámica (esta estructuración es característica del período 1914 y 1917).

– Otras estructuraciones sencillas a base de formas geométricas puras y absolutas (círculo, cuadrado, rectángulo, triángulo y cruz) de manera independiente o conjugadas y ocupando gran parte de la superficie del cuadro.

Kasimir Malevich 1878 – 1935

Malevich "Blanco sobre blanco".

Malevich “Blanco sobre blanco”.

Es un artista que incorpora las influencias de la pintura impresionista. Sin embargo, en 1913 le llega la influencia de Kandisnky, y su arte da un cambio radical. Es el momento en el que se sumerge de lleno en las formas abstractas, la supremacía del sentimiento puro en el arte creativo. El arte no al servicio de la religión ni del estado. No al servicio de las costumbres. El arte en sí y por sí. Totalmente desentendido de sus referencias del natural, de la realidad. Y a partir de ahí comienza una construcción en la que prescinde de elementos figurativos, que son sustituidos por las puras formas geométricas.

En diciembre de 1915 tuvo lugar en Petrogrado la exposición “0.10” momento que puede considerarse origen del Suprematismo. Malevich planteó que el estado cero de la pintura se caracteriza porque es plano y delimitado. La pintura suprematista se queda con una superficie y unos colores que guardan un cierto orden. El negro, el color y el blanco, no son objetivos en sí mismos sino puentes que conducen a la construcción de un mundo nuevo.

Una de sus obras más famosa se titula “Blanco sobre blanco”, Malevich juega con el doble valor del blanco, como pigmento incoloro y signo de la luz que contiene el conjunto de la gama cromática obedece al deseo de recuperar el color de la luz, del infinito. Malevich tiene un recuerdo del sol, pero apresarlo significaría ya, eliminar la pintura.

A pesar de los esfuerzos de Malevich, los rayos luminosos del espacio blanco son materia opaca, luz congelada.

Existe algo imprescindible para que podamos percibir el color, y ese algo es la luz.  Sin luz no existe el color.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s